Uncategorized

No tenemos Abuela y Muchas Felicidades

Cuando nació, hace poco más de tres meses, En Disidencia se proponía tomarse la autoridad del derecho en serio, lo cual implica que la Constitución y las leyes no son un conjunto de recomendaciones sino que pretenden obligar a quienes están sometidos a su jurisdicción.

Dado que no tenemos abuela (en realidad ningún blog la tiene), podemos decir que a juzgar por las discusiones que tuvieron lugar en y a partir del blog, ha renacido el interés por el papel que juegan la Constitución y las reglas jurídicas, lo cual era exactamente lo que estábamos buscando.

En efecto, una vez que tomamos en cuenta que todo derecho pretende tener autoridad, particularmente en el caso de un sistema jurídico democrático bajo el Estado de Derecho, el margen de maniobra de los jueces—para no hablar del resto de los ciudadanos—queda sensiblemente reducido, ya que se supone que en una sociedad democrática bajo el Estado de Derecho la tarea de los jueces es precisamente aplicar el derecho. Sin embargo, en nuestra época, no pocos prefieren que los jueces tomen la decisión que les parece moral y políticamente correcta en lugar de sujetarse a la Constitución y a las leyes.

Queremos entonces agradecer a todos los que han contribuido a esta discusión con sus entradas y comentarios, y sobre todo a nuestros lectores, que en el fondo son la razón de ser de este blog. También vamos a aprovechar la oportunidad para decirles que esto recién empieza y para desearles muy felices fiestas y un próspero año nuevo.

Andrés Rosler

Universidad de San Andrés

    

Una Respuesta para “No tenemos Abuela y Muchas Felicidades”

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *